Christer Strömholm: La vida tras el instante

La serie ‘Les Amies de Place Blanche’ vista por nuestra colaboradora Carmela González-Alorda.

0288_5-CRI_Nana

Christer Strömholm, Nana, Place Blanche, París, 1959 © Christer Strömholm, cortesía Galerie VU’, París y Strömholm Estate, Estocolmo

Fue entonces y sigue siendo un trabajo sobre la obtención de la libertad de uno para elegir su propia vida y su identidad”, Christer Strömholm

Son las 4:30 de la madrugada en el castrense París del presidente De Gaulle. Los únicos sonidos se perfilan en la brisa desprendida por plumosas boas y el taconeo de zapatos de aguja que calzan más de un 42. La Place Blanche del barrio Pigalle amanece mientras la ciudad de las luces comienza a apagarse.  Luego las escenas dramáticas, las risas de rímel corrido, la mirada tras el género. En ese justo momento de la noche, las patrullas parisinas se encuentran en su cambio de turno. Esto posibilita la prostitución ilegal en las calles y la metamorfosis prohibida de hombres y mujeres decididos a la autoafirmación de su condición física, mental y sexual.

El mundo de la transexualidad y el transformismo en la Europa de 1950 padecía de un completo hermetismo y sinrazón producto de la ignorancia más ardua. No sólo para aquellos que sufrían el caos de una contradicción en la sexualidad, también en una sociedad en la que vestirse del otro sexo se consideraba delito.

“La policía era odiosa. Tanto si estábamos dentro del juego como si no, nos arrestaban. Nos retenían diez horas sentadas en un banco, a veces enjauladas, y nos dejaban irnos habiendo pagado una multa: ‘Son hombres vestidos como mujeres fuera del periodo de carnavales’, las bromas usuales”. Nana

Los viajes y la individualidad del fotógrafo Christer Strömholm (Estocolmo, 1918- 2002) lo llevaron a residir en la capital de Francia en varios momentos de su vida.  Durante finales de la década de los cincuenta, el barrio de las cenizas de la Belle Époque y los “felices años veinte” arrastraba dos Guerras Mundiales, dos posguerras y una ocupación nazi. Ahora se enfrentaba a la Quinta República a cargo del gran vencedor de la resistencia francesa y su visión conservadora del país. Pero lo que realmente fascinó a Strömholm fueron los vecinos de aquel barrio del distrito IX.

En el bloque de apartamentos donde residía conoció a Nana y a Jacky, después vendrían Madame Marcelle, Cobra, Frenchy, Fétiche, Mimosa, Paulette, Agnès Caprice, entre otras muchas. Y con ellas, la admiración convertida en amistad, proyectada a su vez en la serie fotográfica Les Amies de Place Blanche (1958-1968). Estas fotografías son el resultado de una relación íntima entre amigos, vínculo donde las drogas, la prostitución y los tabúes dan paso a la belleza sincera de los instantes que evocan la vida misma.

0423_4-CRI_Suz-Silvia

Christer Strömholm, Suzannah y Sylvia, Hôtel Pierrots, París, 1962, © Christer Strömholm, cortesía Galerie VU’, París y Strömholm Estate, Estocolmo.

“En 1958 perdí mi trabajo. Si quería conseguir lo que quería, tendría que hacerlo de la forma correcta. Entonces conocí a Christer. No hicimos fotos en ese momento, pero tardaría poco. Cuando vino a mostrarme las fotos que habíamos hecho juntos, estaba feliz. En esas fotografías me vi a mi misma.” Nana

Las historias de cada una de ellas representan, por una parte, una lucha interna que las lleva a operaciones quirúrgicas precarias, hormonaciones y rupturas con su entorno familiar. Por otra, protagonizan una llamada social hacia una realidad anclada en el oscurantismo y el abandono institucional que provocó que acudiesen a la prostitución como única salida, lo que terminó por agravar un abismo legal y la búsqueda de la existencia en la clandestinidad, confundiéndose erróneamente alteridad con perversión.

En cualquier caso, las fotografías del maestro sueco no se ciernen en la miseria o la denigración, embelesan por las escenas delicadas, sensuales y seductoras que se atreven a encandilar a quien responda la mirada. Es un juego entre las denotaciones clásicas de la gracia femenina y la firmeza de una contemporaneidad que ante las sutilezas, prefiere el estallido de la osadía.

“Son imágenes de personas con las que compartía mi vida y que creo haber llegado a comprender. Son imágenes de mujeres nacidas biológicamente hombres a quienes llamamos transexuales. Yo les he llamado mis amigas de la Place Blanche”, Christer Strömholm

Agradecemos a Joakim Strömholm y al equipo de GrisArt-Escola Internacional de Fotografia: Iván Ferreres y Andreja Veluscek, por la producción y edición de esta grabación.

Fuente: Les Amies de Place Blanche, AMAN IMAN, Paris 2012

_________________________________________________________________________

La tentación de existir

CHRISTER STRÖMHOLM | ANDERS PETERSEN

Del 16 de abril al 30 de julio de 2015

Fundació Foto Colectania

Julián Romea 6, D2

08006 Barcelona

T. 932 171 626

colectania@colectania.es

Nuestra colección, biblioteca y exposiciones temporales pueden visitarse de lunes a sábado de 11 a 14 y de 16 a 20h

Domingos y festivos cerrado

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s